Hay todavía grandes desafíos delante de nosotros, oportunidades gigantescas que alcanzar. Acepto con gusto esta emocionante perspectiva y con humildad quiero decirle al Señor: ‘¡Dame este monte!, dame estos desafíos’”

esta es la experiencia de un gran hombre que dijo:

La prueba más difícil de mi vida me sorprendió, me llenó de humildad y me proporcionó una doble lección. Primero, tuve una clara evidencia de que Dios oyó y contestó mi oración de fe; y en segundo lugar, comencé un aprendizaje, que aún continúa, para aprender el porqué tuve tal confianza esa noche de que de la adversidad podría venir una gran bendición que compensaría con creces cualquier costo.

La adversidad por la que pasé aquel día lejano ahora parece insignificante comparada con lo que hemos pasado mis seres queridos y yo desde entonces. Muchos de ustedes están pasando por pruebas físicas, mentales y emocionales que podrían hacerlos exclamar como lo hizo un gran y fiel siervo de Dios a quien conocí bien. Su enfermera lo oyó exclamar desde su lecho de dolor: “Cuando toda mi vida he tratado de ser bueno, ¿por qué me ha sucedido esto a mí?”.

“…si eres echado en el foso o en manos de homicidas, y eres condenado a muerte; si eres arrojado al abismo; si las bravas olas conspiran contra ti; si el viento huracanado se hace tu enemigo; si los cielos se ennegrecen y todos los elementos se combinan para obstruir la vía; y sobre todo, si las puertas mismas del infierno se abren de par en par para tragarte, entiende, hijo mío, que todas estas cosas te servirán de experiencia, y serán para tu bien.

toma tiempo edificar un cimiento de fe en la realidad. Tal vez hayan visto la necesidad de ese cimiento en el lecho de alguien que está listo para abandonar la lucha de perseverar hasta el fin. Si no tenemos arraigado en nuestro corazón el cimiento de la fe, el poder para perseverar se desmoronará.

Mi propósito hoy es describir lo que sé sobre cómo podemos establecer ese inquebrantable cimiento. Lo hago con gran humildad por dos razones: primero, lo que diga podría desanimar a algunos que estén luchando en medio de gran adversidad y sientan que su cimiento de fe se está derrumbando; y segundo, sé que ante mí yacen pruebas aún más grandes antes del final de la vida. Por lo tanto, la fórmula que les ofrezco aún no ha sido probada en mi propia vida al perseverar hasta el fin.

De joven trabajé con un contratista construyendo bases (zapatas) y cimientos para casas nuevas. En el calor del verano era mucho trabajo preparar el terreno para el molde en el que vaciábamos el cemento para hacer las bases. No había maquinaria; usábamos el pico y la pala. En aquellos días era mucho trabajo construir cimientos duraderos para los edificios.

También se necesitaba paciencia. Después de verter el cemento, esperábamos a que curara. A pesar de lo mucho que queríamos seguir adelante con el trabajo, también esperábamos después de hacer los cimientos antes de quitar los moldes.

Y aún más impresionante para un constructor novato era lo que parecía ser un proceso tedioso que llevaba mucho tiempo: poner con cuidado varillas de metal dentro de los moldes para reforzar el cimiento.

De manera similar, el terreno se debe preparar con mucho cuidado para que nuestro cimiento de fe resista las tormentas que vendrán a la vida de todos. Esa base firme para un cimiento de fe es la integridad personal.

Cuando lleguen las pruebas difíciles, allí debe estar la fe para soportarlas, fe que debe ser edificada, como podrán notar ahora, pero que quizás no hayan notado en el momento preciso.

pruebas y dificultades habra siempre lo importante es estar preparados para enfrentarlas eso marcara la diferencia y los hara exitosos,el exito no se mide en la cantidad de dinero que ganemos sino en las metas que nos propusimos y las logramos eso es ser exitoso.

cuando era mas joven y estaba en el colegio me gustaba mucho una niña ,pero no solo me gustaba a mi sino que a la mayoria de los jovenes del colegio y de mi curso todos trataban de conquistarla, y yo tambien estaba en eso cuando un dia me dije que puedo hacer yo que marque la diferencia con el resto, ahi comenzo mi camino al exito al finalizar el mes ya habia conseguido mi primera cita con ella y despues de eso se transformo en mi novia por mas de 4 años , eso es ser exitoso,lograr las metas propuestas sean grandes o pequeñas lo importante es logralo

No puedo prometerles que se acabarán sus adversidades en esta vida; no puedo asegurarles que sus tribulaciones les parecerán como si fueran sólo un momento. Una de las características de las pruebas de la vida es que parecen hacer que los relojes anden más lentos y luego, hasta parecen casi detenerse.pero lo importante es vover a darles cuerda confiar y tener fe.
fe es la certeza de lo que no se ve pero se sabe que es cierto,yo tuve fe  es decir tuve la certeza de conquistar esa niña y asi fue .
tengan la certeza de encontrar un mejor trabajo y asi sera.

El éxito y felicidad de una persona, tanto ahora como en la antiguedad y en el futuro, dependen en gran medida de cómo respondemos a las dificultades de la vida.
Última modificación: Thursday, 7 de June de 2018, 07:40