LAS DOS GRANDES FASES: CANTO y CARTEO. LA BAZA.

Primero se lleva a cabo el canto, mediante el cual se determina el número de bazas (unidad básica del bridge) que cada pareja deberá ganar para lograr la victoria. Es necesario entonces, entender qué son las bazas.

LA BAZA
La baza está formada por cuatro cartas jugadas en su turno por cada uno de los jugadores. Gana quien ha jugado la carta más alta.
Ejemplo:
El jugador en turno coloca una carta sobre la mesa (cara hacia arriba). Se dice que juega esa carta y que pide el palo al que pertenece esa carta. Esta es la primera carta de la baza.
El siguiente jugador, situado a la izquierda del primero, juega a su vez una carta. Esta debe ser una carta del mismo palo. Esta es la segunda carta de la baza.
El tercer jugador (compañero del primero) juega también una carta del mismo palo. Esta es la tercera carta de la baza.
El cuarto jugador juega a su vez una carta del mismo palo. Esta es la cuarta y última carta de la baza.
Quien jugó la carta más alta, gana la baza para su bando (pareja). Se juntan las 4 cartas de la baza y se colocan (cara hacia abajo) delante de uno de los dos compañeros. Se separa la baza de las anteriores para facilitar el conteo.

El jugador que ganó la baza es quien inicia la baza siguiente, por lo tanto, elige libremente la primera carta de esta nueva baza.
Dado que cada jugador tiene 13 cartas y que cada baza consiste de una carta aportada por cada uno, hay un total de 13 bazas en cada juego. Todas tienen el mismo valor, independiente de si fueron ganadas con un As, un Rey o una carta baja. Al final del juego cada pareja cuenta sus bazas, sin preocuparse de su composición.

Última modificación: Thursday, 7 de June de 2018, 07:39